Meet-Presley.jpg
 
En esa etapa somos uno. Tenemos que seguir juntos como uno.
 
Presley_2.jpg

Conoce a Presley.


Conoce a Presley.

Tiene 24 años y es de Ciudad de Benín, Nigeria.

Para llegar a Lampedusa cruzó tres países: Nigeria, República del Níger y el más peligroso de todos, Libia.

El viaje de Presley duró tres meses y medio. Para salir de Nigeria, se metió en un autobús abarrotado con muchos otros, más gente de la que podía recordar, contar o decirme en el momento. Dijo que la gente estaba apilada unos encima de otros, en el suelo, y en los huecos entre las piernas de los pasajeros ya sentados.

Antes de cruzar la frontera de Níger, un neumático del autobús explotó. Vaciaron el autobús y se escondieron en los arbustos mientras esperaban a que se reparase. Pero la reparación no se llevó acabo, y se les dieron a bicicletas, en las cuales viajaron dos personas durante dos horas hasta que cruzaron con seguridad la frontera de Níger.

Presley llegó a las 5:00pm, y luego esperó hasta la medianoche para hacer la próxima conexión, ya que realmente sólo se puede viajar con seguridad por la noche, en la oscuridad. Llegó a Zinder, Níger, la segunda ciudad más grande del país que se encuentra frente a la carretera principal de Agadez; permaneció en Zinder durante 5 días.

Estaba en un recinto en Agadez con más de 100 personas. Hubo un asalto. Todo el mundo corrió. Se le ordenó pagar a sus nuevos traficante, 150.000 nairas nigerianos (NGN), para poder continuar; de alguna manera consiguió negociar, posiblemente con la ayuda de un traficante diferente diciendo que ya había pagado y estaba limpio para irse.

El relato es confuso. De nuevo, incluso si se habla el mismo idioma (en este caso, el inglés), hay diferencias en el modo de expresarse y en el significado de las palabras que dificultan la traducción entre culturas.

Presley cruzó el desierto del Sahara en la parte trasera de una camioneta con, afirma, 105 personas. Esta es para mí la cifra más alta ya citada hasta el momento. Normalmente, el número ronda los 25-40. Él cuenta que estaban apilados los unos sobre el regazo de los otros.

El viaje por el desierto duró seis días. Dos personas murieron, una niña y un hombre; ellos se detuvieron para enterrar las personas al lado de la carretera. Dijo que vio "demasiadas tumbas" a lo largo del camino; él estaba asustado.

En un momento dado, una niña ghanesa no pudo respirar y se desmayó por el calor y el agotamiento. El agua era escasa y su suministro se agotó. Todos compartieron lo que quedaba. "En esa etapa somos uno. Tenemos que seguir juntos como uno".

Llegó a Sabha, Libia, en un recinto que con 85 personas, incluidas cinco mujeres. Comían pan, si es que comían algo. La comida dependía del dinero que tenían. Si no tienes dinero, no tienes pan. Presley dijo que compartían comida para que todos pudiesen sobrevivir.

Los prisioneros en el recinto fueron golpeados con un palo en la parte inferior de sus pies. La gente sufrió fracturas de huesos.

El dueño del recinto violó a las mujeres presas. Si no obedecían, serían golpeadas. Esto ocurría todos los días.

Dice que fue esclavo desde que abandonó Níger. Cada recinto, dice, significa un nuevo propietario de esclavos. Así que a quien llaman “traficante” en las noticias, Presley dice que es un propietario de esclavos.

Pasó tres semanas en Sabha, luego partió hacia el campamento costero de Sabratha, evitando Trípoli por completo. Se quedó en Sabratha, en una tienda improvisada, durante dos meses y medio comiendo una pasta hecha de una mezcla de harina y agua del grifo. Para hidratarse, bebía el agua salada del grifo.

Presley cruzó el mar Mediterráneo en un bote de goma con 152 personas a las 7:00pm de un viernes. Había "demasiadas" mujeres embarazadas a bordo––no embarazadas por sus maridos, sino por los traficantes que las habían violado durante el cautiverio en Libia. Un bebé, con tan solo unos meses de edad, estaba a bordo.

Fue rescatado el sábado por la noche, un 15 de abril de 2017 por la Guardia Costera italiana y llevado a Lampedusa.

Presley estaba emocionalmente afectado cuando le conocí en puerto mientras yo pasaba por allí. Dijo que nadie más le había dicho hola a él o a sus dos amigos - Michael y Desmond (ambos de 24 años de edad y de Nigeria)- desde que llegó a la isla. Está seguro aquí ahora que ha llegado, pero está aislado.

Dijo que está agradecido a Dios por estar vivo.

Presley es un ser humano increíble.